Japón 2015, día 6: En Kyoto día 4, de compras

Hoy toca callejear por Kyoto para hacer las compras de rigor, y para ello nos pondremos en manos de nuestra amiga nihonjin que de eso sabe un rato (de compras por Kyoto, se entiende, por cierto, que ritmo ha llevado la muchacha, nos ha hecho sacar el hígado. Si a todo lo que hacen los japoneses le imprimen ese ritmo, no es de extrañar que casi todos estén delgados) No se si el haber estado en Tokyo con anterioridad me debe haber inmunizado o es la zona que hemos visitado (la calle Shijo y la zona de Gion), pero no he visto tiendas “raras”, osea, a parte de locales de Pachinko, solo me viene a la cabeza una tienda inusual en la que puedes entrar y estar un rato con unos gatitos. Las demás tiendas me han parecido de lo mas normal. Sí que es cierto que hay tiendas que venden productos de consumo exclusivamente local, como las tiendas con todo tipo de productos relacionados con el té verde, o las de artesanía japonesa o tiendas que, no habiéndolas en general en Europa, tampoco serían tan raras. Supongo que habrá que investigar más zonas… De cualquier forma, ir “de tiendas” por Kyoto no puede dejar indiferente a nadie, cualquier cosa que busques lo vas a encontrar, y si te gusta ver productos tradicionales japoneses, los podrás disfrutar, sobre todo abundan las tiendas para fabricar kimonos.
No es algo que haya notado hoy, pero mientras mirábamos escaparates y dábamos vueltas me ha dado por pensar en los vehículos que hay aquí en Japón. Fijándose sólo en los vehículos privados, podemos ver que hay las marcas europeas y coches de marca japonesa que podemos ver por Europa, y luego dos grupos más de coches que no vemos por Europa. Por una lado están los que he llamado “reducidos”. Me refiero a los coches con forma de furgoneta que han miniaturizado, y que tunean hasta límites insospechados. Si alguna vez veis uno por la calle, seguro que lo reconocéis.

image

Y luego están los que he llamado los “transformers”, que justo son todo lo contrario, es decir, coches enormes con formas agresivas y que también tunean a gusto.

image

Dos apuntes, las fotos son un ejemplo “conservador” de este tipo de vehículos, ya miraré de buscar otros más extremados, y luego, aquí en Kyoto es donde he visto por primera vez un Tesla.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s